Aumenta el empleo en la industria y en el sector agrario mientras la población ocupada joven sigue perdiendo peso, advierte CCOO

  • Un reciente informe del sindicato confirma que en el último año se perdieron catorce mil empleos ocupados por jóvenes menores de 35 años en los sectores de CCOO de Industria

Se segmenta a los trabajadores y trabajadoras según su edad, se expulsa a la fuerza de trabajo joven de la economía y se dificulta que puedan encontrar empleo. Los datos que recoge el informe “La situación sociolaboral de la juventud en el mercado laboral español y en los sectores de CCOO de Industria” lo confirman. El documento revela que la industria y el sector agrario pierden población ocupada joven, mientras el empleo se incrementa en el resto de tramos de edad.

13/09/2016.

La población ocupada en la industria y en el sector agrario creció en 19.000 personas en el último año según la EPA del primer trimestre. Mientras esto ocurría, la población joven en las mismas ramas de actividad perdía peso, lo que confirma el envejecimiento de la pirámide de población. En 2015 trabajaban en estos sectores 719.000 personas que tenían entre 16 y 34 años y en 2016 su número había caído hasta los 705.000. Su volumen se reduce por tanto del 28% de 2013 al 26% de este ejercicio. Es más llamativo el desplome de la población ocupada menor de treinta años, que representa un 11,3%, cuando en 2008 era el 41%.

El último informe que ha publicado la Secretaría de Mujer de Igualdad de CCOO de Industria apunta que esta caída se explica, fundamentalmente, por la disminución del empleo entre las trabajadoras jóvenes (diez mil perdieron su empleo, frente a los cuatro mil hombres).

El documento que repasa la situación sociolaboral de los trabajadores de menos edad recoge una completa batería de cifras. Apunta que el 38% de los desempleados y desempleadas (1,8 millones) tiene entre 16 y 34 años, que la tasa de población activa joven cayó hasta el 28% en el primer trimestre de 2016 y que la tasa de actividad en este colectivo bajó del 71 al 66%.

El mismo informe de CCOO revela que el nivel de estudios está muy relacionado con el desempleo. En el periodo analizado el paro aumentó hasta el 50% entre los que no superaron la primaria y se redujo hasta el 17% entre la población universitaria. El 18% de los jóvenes que trabajan en la industria y en el sector agrario estudió FP de grado superior.

El estudio de la población trabajadora joven constata que el porcentaje que está sometido a una relación laboral de carácter temporal se incrementa según disminuye la edad, trabaje o no en la industria. Se sitúa en el 88% entre los que tienen hasta 20 años y en el 68,3% entre los que forman parte del tramo de edad de 20 a 24 años. La temporalidad que sufren los jóvenes en los sectores de CCOO de Industria triplica la que padecen los mayores de 35 años.

Además, el 27% de la juventud trabajadora tiene un nivel de formación que supera el exigido para realizar las tareas que se le asignan y el 60% del millón de jóvenes que trabajan a tiempo parcial lo hace de forma forzada. En la industria y en el sector agrario las tasas de subempleo no difieren de las generales y son menos los que querrían tener jornada completa y no parcial. La falta de control sobre las prácticas no laborales ha impedido a CCOO de Industria sacar conclusiones, pese a que tiene constancia de que se produce un fraude en esta modalidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.